La línea Flamboyant, de la marca Zaldívar, elaborada con piedras semipreciosas y producida de forma artesanal en Paraguay, ya es elegida por estrellas de todo el mundo.
Fotografía: Gentileza
Fergie asistió a una fiesta en Los Ángeles con un oufit que llamaba poderosamente la atención. Sin embargo, las miradas, en las fotos que recorrieron después internet, están puestas en el anillo y la cartera que acompañan al rojo vivo de su atuendo. Ambos accesorios son de Zaldívar, una marca de joyas creada en París por el paraguayo José Zaldívar y el francés Jean Baptiste Messié, en el año 2017. El bolso pequeño que lleva la ex vocalista de The Black Eyes Peas pertenece a Flamboyant, la línea de joyas semipreciosas y accesorios lanzada por la marca el año pasado.
Las creaciones de esta línea son de plata y bronce bañados en oro de 24 quilates y fueron producidas enteramente en Paraguay. Flamboyant, tanto en inglés como en francés, significa exuberante o llamativo. Uno de los creadores, Jean Baptiste Messié, explica que, además del concepto que tiene esta palabra a nivel internacional, quisieron darle a la línea un nombre que represente a las mujeres que no temen ser vistas, son seguras de sí mismas y no son fáciles de intimidar. “Aquellas que se adornan con objetos de colección para resaltar su belleza y personalidad; que evocan lo que son, pero sin olvidar de dónde vienen”, agrega.
Lady Gaga posa para la revista Allure con una joya del grupo Zaldívar; la artista pop Billie Eilish, la más joven en ganar un Grammy, luce accesorios de la marca en la tapa de la revista Rolling Stone. Y Taylor Swift lleva puestos unos aros de la línea Flamboyant en una fotografía que anuncia su presentación en vivo en el programa de televisión Saturday Night Live. “Hoy tenemos la suerte de decir que somos la primera marca producida en Paraguay utilizada por las más grandes celebridades de Hollywood y del mundo”, comenta Baptiste.
Zaldívar vende sus productos a varios países y uno de ellos es Estados Unidos. De hecho, uno de sus primeros objetivos como marca fue llegar a grandes estrellas y, en ese sentido, Jean asegura que trabajaron arduamente para lograr que sus creaciones sean reconocidas en todo el mundo. En Paraguay, las líneas más representativas están disponibles en la joyería Della Poletti.
“Cada una de estas mujeres tiene su propia identidad y busca reinventarse para marcar tendencia. Gracias al eclecticismo de Flamboyant y a la gran variedad de diseños, podemos colaborar cada vez más con los vestuaristas, creando piezas innovadoras que cumplen el deseo de originalidad y belleza buscadas por las grandes celebridades”, destaca.

Un homenaje a la cultura

Jean Baptiste y José se inspiraron en un sinfín de referencias para crear joyas variadas. Algunas de ellas navegan por las aguas del romanticismo, otras son minimalistas y las hay también de las que llegan al límite de lo kitsch. “Es la combinación perfecta de las maravillas de nuestro mundo, todo lo que maravilla nuestros sentidos, una explosión de colores, formas, animales y flores”, empieza describiendo Baptiste.
“La línea Flamboyant es un homenaje cultural simbólico, imaginado a partir de metales y piedras semipreciosas que busca ser parte de una colección que pase de generación en generación”, continúa. Este tributo hecho artesanía también asume el compromiso ético con el medio ambiente. “Reciclamos oro de 14 y 18 quilates, plata esterlina, gemas preciosas y semipreciosas”, revela.
Flamboyant sigue el concepto clave de Zaldívar al ser elaborada de forma artesanal. “Cada pieza es trabajada, soldada y pulida a mano, a través de procesos tradicionales, por artesanos paraguayos que se reúnen en talleres de no más de cinco personas cada uno”, indica.
Para ambos, las joyas cuentan el viaje de la humanidad y la narrativa sobre la perfección física a través de metales preciosos y piedras exóticas. Para Jean Baptiste Messié y José Zaldívar, cada joya es un tributo a personas audaces y eclécticas que aman unir su estilo con piezas únicas y coleccionables. Tal como es el arte, aquel que un día unió sus historias en París.